Estás leyendo:
Las salas de cine denuncian que los cierres autonómicos obligan a devolver las ayudas del ICAA
4 min

Las salas de cine denuncian que los cierres autonómicos obligan a devolver las ayudas del ICAA

La patronal de los exhibidores señala que para poder justificar las ayudas extraordinarias del ICAA haría falta mantener una actividad que las actuales restricciones impiden

situacion-de-las-salas-de-cine-españolas-sitges-2020-cine-con-ñ

La patronal de las salas de cine pide un mayor respaldo ante los cierres por las restricciones sanitarias debido a las «pérdidas inasumibles» que estos están causando en el sector. Los exhibidores lamentan la disparidad de criterios en regiones y que las ayudas ya anunciadas por el Ministerio de Cultura son «insuficientes» ante el castigo que esta sufriendo el sector, ya que para poder justificarlas una vez recibidas sería necesario mantener una actividad que la segunda ola impide.

Según un comunicado por la Federación de Cines de España (FECE) señala que las restricciones actuales hacen imposible cumplir los requisitos fijados para justificar las únicas ayudas que el ICAA ha concedido hasta ahora a las salas de cine. El sector «reconoce y agradece la ayuda concedida», pero es «claramente insuficiente» porque fue diseñada «para un escenario distinto al actual».

El pasado 5 de noviembre el Ministerio de Cultura y Deporte hizo pública a través del Instituto de la Cinematografía y de las Artes Audiovisuales (ICAA) la resolución por la que se concedían las ayudas extraordinarias para titulares de salas de exhibición cinematográfica. De un total de 251 solicitudes recibidas, resultaron beneficiarias 236 salas de cine, por un importe total de 10,2 millones de euros.

 

Las ayudas del ICAA «no se ajustan a la situación actual»

La FECE recuerda que para poder justificar estas ayudas y «no tener que devolver las cantidades concedidas» es necesario que los cines mantengan su actividad. Sin embargo, la segunda ola de la pandemia ha cambiado la circunstancias en que se propuso el pliego y las salas de cine se están viendo obligadas a cerrar de nuevo sus puertas».

Así, solicitan dos medidas a añadir a las ayudas ya anunciadas por el ICAA. En primer lugar, que el periodo de gasto subvencionable, establecido hasta el 31 de diciembre de 2020, se amplíe hasta que no existan medidas restrictivas que condicionen la actividad normal de las salas.

En segundo, que el sobrante de los 13 millones de euros presupuestados para ayudas al sector -solo se han concedido 10 millones en ayudas- no se pierda, y se estudie la fórmula adecuada para poder realizar una nueva convocatoria como apoyo ante los nuevos cierres y medidas restrictivas a la actividad.



En los últimos quince días, el porcentaje de cines abiertos en España ha pasado del 87% al 48.8%, como consecuencia de las distintas medidas adoptadas por los gobiernos autonómicos. A pesar de que los ceses de actividad por restricciones se producen por regiones, afectan al conjunto del mercado español al retrasar estrenos o cancelarlos.

 

Sin contagios en las salas de cine desde veranoPromio

FECE recuerdan que, en datos del propio Ministerio de Sanidad, no se ha producido un solo brote de contagios en sala de cine de los 9000 detectados entre agosto y octubre y que marcan la actual segunda ola, lo que demuestra que el sector ha cumplido sobradamente con las precauciones y que el cine es un entorno seguro.

Los exhibidores lamenta que España sea «el único país de la Unión Europea que ha fraccionado el mercado de las salas de cine, ya que en todos los Estados miembros se ha aplicado un enfoque estatal en la aplicación de las diferentes medidas restrictivas». Ante esta situación, los exhibidores «difícilmente podrán sobrevivir a un nuevo periodo de inactividad».

La patronal calcula un descenso acumulado de la taquilla del 84.4% entre los meses de marzo y octubre debido a la inactividad durante el periodo de confinamiento, la falta de estrenos en la etapa de reapertura -principalmente del mercado americano cuya cuota de mercado está entorno al 75%- y las restricciones a la actividad de los últimos meses.

Las empresas afectadas pasan ya «por una crisis de liquidez» y se ven abocadas «a una crisis de solvencia». Las nuevas medidas de ayuda ya no podrán ser de financiación crediticia sino de subvención directa, como están realizando en los países de nuestro entorno.

Dejar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Input your search keywords and press Enter.