Estás leyendo:
Jaione Camborda y la mujer de las mil caras en ‘Arima’
4 min

Jaione Camborda y la mujer de las mil caras en ‘Arima’

A Jaione Camborda Coll (San Sebastián, 1983) se la esperaba desde hace tiempo. Se la esperaba porque, en realidad, ya estaba allí. El nombre de esta donostiarra lleva una década sonando en Galicia con sus cortos experimentales (Lilit, Nimbos, Proba de Axilidade y Rapa das Bestas) y como guionista, directora de arte o diseñadora de producción en otros proyectos (El oro del tiempo, Las altas presiones o Los fenómenos). Y ahora la espera para el largo se ha acabado: se estrena Arima, su primera película. Un trabajo con el que Camborda buscar afianzar su voz dentro del pujante coro del Novo Cinema Galego.

Jaione Camborda Coll

Si había alguien que deseaba que Arima viera la luz de una vez era la propia Camborda; llevaba ocho años batallando por sacar adelante este proyecto autoproducido. Para poder financiarlo, la directora y guionista se embarcó en la creación de una empresa (Esnatu Zinema, su productora): «Fue un trabajo duro, bastante kamikaze. No sabía ni qué significaba IRPF», explica Camborda. Aunque fundarla era la manera de que la película pudiese encontrar su presupuesto, hacerlo desde cero implicó complicaciones también: «No teníamos trabajos previos ni pasado como productora, por lo que encontrar esa confianza fue aún más difícil».

«Muchas veces pensé en abandonar el proyecto»

Pero Camborda se empeñó en hacer realidad esta película mientras trabajaba en otras cosas -experiencias que asegura que «han ayudado mucho» en la creación de Arima– y la sostuvo en el tiempo, pese a todo. «Muchas veces pensé en abandonar el proyecto», confiesa la cineasta. Pero, al final, fue capaz de mantener la fe y seguir remando porque creía en él: «Es el único flotador que tienes muchas veces, que confíes en el sentido de lo que que quieres hacer». Y finalmente llegó el apoyo clave de la Televisión de Galicia, la agencia AGADIC o de las Diputaciones de A Coruña y Lugo que hicieron posible que Camborda y su equipo pudieran rodar el filme en el pequeño pueblo de Mondoñedo, cuyo Ayuntamiento también ha participado en la película.

Allí se hizo esta película rural que cuenta la historia de cuatro mujeres y una niña que ven como sus vidas cambian por la llegada de un hombre que persigue a otro, escondido en el pueblo. Ellas son el centro de Arima. El filme escarba en las vidas de una madre soltera (Rosa Puga Dávila) con una hija (Nagore Arias) que ve cosas que nadie ve, de una profesora de pintura (Melania Cruz) que recibe la visita inesperada de su madre (Mabel Rivera) y de una modelo y camarera (Iria Parada) con planes misteriosos. Es a través de estas cuatro mujeres y la niña, por medio de sus pasados, anhelos y miedos, que Camborda se pregunta sobre todo «qué es ser mujer».

 «Parece que una película está mal hecha si no se concreta en algo, pero creo que en la vida vivimos en la incertidumbre»

 

Ganadora del Premio a la Mejor dirección en Nuevas Olas del pasado Festival de Sevilla, Camborda explica que quiso establecer en Arima «un juego de espejos, de diferentes arquetipos que se observan», y que eso acabara formando «un solo personaje poliédrico, un corpus común» con todas ellas. Una mujer de las mil caras, que es una y es muchas al mismo tiempo. La cineasta asegura que todos estos personajes, incluso el masculino, comparten al final la misma búsqueda: «Todas van en busca del amor, aunque sea de diferentes maneras».

Esta fusión de personajes femeninos, de dimensiones y expresiones poco concretas, hacen de Arima una película llena de secretos y de posibles interpretaciones. Camborda asegura sentirse cómoda situándose en la incertidumbre de las preguntas, y lo justifica: «Me parece que la incertidumbre dialoga más con nuestra vida. Parece que una película está mal hecha si no se concreta en algo, pero creo que en la vida vivimos en esa indefinición de forma natural. No sabemos muchas veces por qué hacemos las cosas, de dónde vienen nuestros deseos o qué nos motiva». Arima es una invitación a nosotros, los espectadores, a celebrar juntos ese espacio.

 

Arturo Tena (@artena_)

Dejar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Input your search keywords and press Enter.